El presidente de México, Andrés Manuel López Obrador, firmó un documento en el que se comprometió a no reelegirse, tras responder a sus adversarios políticos que consideraron que el referéndum para la revocación de mandato previsto para 2021 abría las puertas a la reelección.

Esto, debido a que la semana pasada, el Congreso de México inició el proceso de reforma para legalizar el referéndum de revocación de mandato al que López Obrador planea someterse a mitad de su sexenio, durante las llamadas elecciones intermedias, tal como ofreció durante su campaña.

“Ciertamente, fui elegido para ejercer la Presidencia durante un sexenio, pero según nuestra Carta Magna el pueblo tiene en todo momento el derecho de cambiar la forma de su gobierno. Es decir, el pueblo pone y el pueblo quita”, dijo López Obrador en el documento que firmó la mañana de este martes 19 de marzo, durante su conferencia de prensa matutina.

“Para cumplir este compromiso envié al Congreso una iniciativa de reforma constitucional para llevar a la práctica este mecanismo de democracia participativa. Sin embargo, mis adversarios políticos, los conservadores -que creen que soy como ellos porque su verdadera doctrina es la hipocresía- vociferan que la propuesta de someterme a la revocación de mandato encubre la intención de reelegirme en 2024”, agregó.

En este sentido, el presidente mexicano cuestionó la manera en que sus críticos y opositores, quienes consideraron que la aparición del presidente en la boleta electoral supone un primer paso para reelegirse una vez concluido su periodo de seis años.

“En consecuencia, reafirmo que no estoy de acuerdo con la reelección y que nunca, en ninguna circunstancia, intentaría pepetuarme en el cargo que actualmente ostento porque ello no sólo significaría ir en contra de la Constitución, sino también traicionar mis principios y renegar de mi honestidad, que es lo más valioso que tengo en la vida”, señaló el mandatario.

“Sepan señores conservadores que abandonaré la presidencia en el día preciso que marca la ley”, indicó el presidente.

“Pero también les digo con sinceridad y en buena lid, que deseo de todo corazón y toda mi alma, que lo logrado para entonces sea muy difícil de revertir y que el país no retroceda a los inmundos y tristes tiempos en que dominaba la mafia del poder”, sostuvo.

López Obrador también reiteró su intención de irse a vivir a su finca ubicada en Palenque, Chiapas, tras concluir su periodo como presidente de México en 2024.